La ciberseguridad cada vez es más necesaria, ya empiezan a haber voces que piden que no se vea como un gasto sino una inversión, cada vez tenemos más ataques, más sofisticados que ocasionan más gastos a las empresas, ya sean con daños reputacionales, sin poder dar servicio a los clientes o perdiendo información.